trabajo

  • FTCCP celebró 60 años de lucha por democracia y justicia social

     

    La Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) celebró este 19 de diciembre sesenta años de fundación en una ceremonia a la que asistieron políticos, dirigentes sindicales y representantes de organizaciones del sector construcción.

    El secretario general adjunto de la Federación, Luis Villanueva Carbajal, reconoció a todos los dirigentes y trabajadores de la histórica organización sindical por su lucha consecuente por un Perú con democracia y justicia social, y por mantener en alto las banderas de lucha de la agenda laboral de la FTCCP.

    En el ámbito de la política nacional, informó que “para los trabajadores, el tema de fondo es la convocatoria de una Asamblea Constituyente para darle al país una nueva Constitución democrática, que permitirá construir una nueva sociedad en donde la persona humana sea el verdadero fin del Estado”.

    La flamante ministra de Trabajo y Promoción del Empleo, Sylvia Cáceres, estuvo presente en la ceremonia. “He querido que mi primer acto público sea este”, afirmó, a la vez que prometió trabajar para que el trabajo digno y de calidad sea una realidad en el país.

    Gerónimo López, secretario general de la CGTP, saludó la trayectoria de lucha de la Federación y sus dirigentes, y anunció la Jornada Nacional de Lucha el 15 de enero de 2019, justo en el centenario de la conquista de las ocho horas de trabajo en el Perú.

    El presidente de la Cámara Peruana de la Construcción (Capeco), Enrique Espinosa, reconoció en la negociación colectiva por rama en construcción civil la oportunidad de haber conocido la armonía de las relaciones empresariales y laborales. “No obstante estamos del otro lado, del lado de los empresarios, nunca me he sentido ajeno a los reclamos y los derechos de los trabajadores de construcción civil, a los cuales considero mis amigos”, dijo.

    El presidente del SENCICO, Miguel Estrada, anunció que en 2018 la institución que preside capacitó a 14,000 trabajadores en construcción civil, y deseó a la FTCCP “sesenta años más de éxito y lucha combativa”.

    La congresista Indira Huilca remarcó que la Federación y sus afiliados participan activamente en la lucha contra la corrupción y resaltó la negociación colectiva por rama en construcción civil, derecho que, indicó, debieran tener otros sectores de la economía peruana.

    A la cita acudieron también los congresistas Hernando Cevallos y Manuel Dammert, el parlamentario andino Alan Fairlie, y el exministro de Salud Álvaro Vidal; así como dirigentes sindicales de construcción civil de todo el Perú y dirigentes de las bases de la CGTP.

    La fundación de la FTCCP, realizada el 19 de diciembre de 1958, fue la acción sindical más acertada de un conjunto de dirigentes de construcción civil que decidieron unir esfuerzos en torno a una organización sindical clasista y de grado superior para lograr mayores conquistas y enfrentar la sobreexplotación laboral.

    La Federación está afiliada a la Confederación General de Trabajadores del Perú (CGTP), al Unión Internacional de Trabajadores de la Construcción, la Madera y los Materiales de Construcción (UITBB) y la Federación Sindical Mundial (FSM).

    Asimismo, la mantiene relaciones fraternas con la Internacional de Trabajadores de la Construcción y la Madera (ICM), la Federación General de Trabajadores de Bélgica (FGTB), la Federación de Sindicatos Holandeses (FNV), entre otras organizaciones sindicales del mundo.

    En el ámbito peruano, conforma el Consejo Permanente por la Vivienda, la Construcción y el Territorio (CPVCT) junto con la Cámara Peruana de la Construcción (CAPECO), el Colegio de Ingenieros del Perú (CIP) y el Colegio de Arquitectos del Perú (CAP). También representa a los trabajadores del sector en los Consejos Directivos del CONAFOVICER y SENCICO, y otros espacios de diálogo el que se desarrollan temas del sector construcción.

  • Mil empleos peligran por problema social en Olmos

     

    La Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) advierte que, producto de la crisis social desatada en Olmos (Lambayeque), evidenciada con el incendio de la Municipalidad distrital, peligran además alrededor de mil puestos de trabajo, lo cual agudizaría aún más la precaria situación de la ciudad.

     

    Los pobladores muestran su descontento por la construcción de la Nueva Ciudad de Olmos, que beneficiará a otros, cuando no se resuelven problemas básicos de la ciudad actual; esto ha generado una violencia creciente, debido a que el Gobierno no actuó efectivamente en su momento.

     

    Producto de las protestas por estas demandas no atendidas, se paralizaron las obras paulatinamente, dejando a 400 obreros sin empleo, aproximadamente. Y de no atenderse esta problemática, peligran otros mil puestos de trabajo.

     

    La problemática de Olmos no ha sido atendida oportunamente pues estalló durante el mediático proceso de vacancia del expresidente Pedro Pablo Kuczynski por corrupción, pero ha ido en incremento por la falta de presencia efectiva del Estado.

     

    Por ello, la FTCCP demanda que el Gobierno central intervenga y resuelva el conflicto escuchando a la población y brindándoles una salida que beneficie a los pobladores y a los trabajadores de construcción civil, así como a los próximos nuevos pobladores de la zona, que esperan la finalización de la obra.

     

    Durante 2017 se perdieron 100,000 puestos laborales producto de la paralización de obras por la corrupción del caso Lava Jato, los mismos que hasta la fecha no se han recuperado; por lo que la situación laboral en construcción civil debe ser prioridad del Gobierno.