La Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) conjuntamente con la SUNAFIL firmaron el convenio de cooperación interinstitucional, mediante el cual se impulsará la difusión de los derechos de los trabajadores del sector y la erradicación de la informalidad laboral.

La FTCCP, como parte del convenio, brindará a la SUNAFIL información sobre las obras en las que se incumplan los derechos laborales para su posterior fiscalización, y esta institución brindará charlas a los trabajadores sobre sus derechos sociolaborales y seguridad y salud en el trabajo.

El acuerdo fue suscrito por el secretario general adjunto de la FTCCP, Luis Villanueva Carbajal, y el gerente general de la SUNAFIL, Sergio González, en presencia de la viceministra de Trabajo, Ana María Risi Quiñones.

“La suscripción de este convenio permitirá que los trabajadores y el Estado coadyuven esfuerzos para el cumplimiento de la normatividad laboral y convencional, resaltándose la importancia de las disposiciones de la Ley de Seguridad y Salud en el Trabajo”, dijo Villanueva Carbajal durante la firma del convenio.

Afirmó que la informalidad laboral es una actitud perversa y desleal contra los trabajadores y las empresas formales, generando competencia desleal, en especial en el campo de la construcción, eje del progreso del país.

“Reafirmamos que buscar la prevención y solución de las contravenciones laborales, que atentan contra la convivencia colectiva y calidad de vida de la clase trabajadora, es el camino indicado para atacar la informalidad laboral en el país”, sentenció.

La viceministra resaltó la capacidad organizativa de la Federación y remarcó las funciones de la SUNAFIL en el marco de este convenio: “Se trata de que la Sunafil como parte de sus labores pueda enseñar, pueda prevenir, pueda acompañar en el tema del cumplimiento de los derechos laborales y sobre todo en una actividad de tantos riesgos como es construcción civil”.

 

Por: Luis Villanueva Carbajal

La Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) realizará su 27° Congreso Nacional Ordinario del 12 al 15 de junio con la participación de más de medio millar de dirigentes sindicales del sector construcción de todo el país.

El Congreso acordará la línea política sindical que orientará el accionar sindical de la Federación para el logro de sus fines y objetivos, también elegirá al Consejo Directivo Nacional para el periodo 2019-2023.

Al acto inaugural, a realizarse en el local obrero de La Victoria, asistirán autoridades, empresarios, políticos y dirigentes del movimiento sindical nacional e internacional.

A nivel internacional, la FTCCP es reconocida por las principales organizaciones sindicales, y no solo del sector construcción, debido a su institucionalidad y su conocida lucha consecuente por las reivindicaciones laborales de sus afiliados y las reivindicaciones sociales en la construcción de un país mejor.

En 60 años de vida institucional, la Federación ha sabido mantenerse en pie de lucha contra gobiernos dictatoriales, neoliberales, represivos y, además, como se ha demostrado gracias al caso Lava Jato, corruptos.

En ese tiempo, los trabajadores de la construcción han sabido mantener su negociación colectiva por rama, herramienta legal mediante la cual han podido resolver su pliego nacional de reclamos en términos favorables con los representantes de los empresarios del sector.

Gracias a la negociación colectiva se ha logrado incrementos salariales cada año, por encima de la inflación acumulada, así como mejores condiciones laborales, incluyendo actualmente el impulso a la capacitación de los trabajadores.

Por ello, al 27° Congreso asistirán representantes de organizaciones sindicales de Chile, Chipre, Portugal, Bélgica, Holanda, Panamá, Argentina, Brasil, Uruguay, Cuba, entre otros, quienes comparten con la FTCCP una agenda en favor de la clase trabajadora y de la justicia social en el mundo.

(Tomado del diario UNO, 13 de mayo de 2019).

 

Cientos de afiliados a la Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) realizaron una “Movilización contra la Inseguridad y la Violencia en Obras” hacia el Ministerio del Interior, donde se reunieron con el comandante general de la Policía Nacional del Perú, general José Luis Lavalle Santa Cruz, y acordaron continuar conjuntamente la lucha contra la delincuencia en el sector.

“Hemos coincidido con el general Lavalle en que se debe anular los registros sindicales de los seudosindicatos vinculados con el sicariato y la extorsión, tarea que recae en el Ministerio del Trabajo”, señaló el secretario general adjunto de la FTCCP, Luis Villanueva Carbajal, quien conformó la comisión que ingresó al Ministerio.

El dirigente sindical, asimismo, mostró su respaldo y solidaridad a la Policía Nacional del Perú en momentos en que el Apra y el fujimorismo en el Congreso quieren culparlos por el suicidio del expresidente Alan García.

“García es el único responsable de su suicidio, pues tomó esa decisión para eludir a la justicia y la cárcel”, señaló.

Informó que la organización sindical se vio en la necesidad de realizar esta movilización y que es la primera de muchas, pues la delincuencia en el sector construcción está afectando a los trabajadores en todo el Perú.

Cientos de trabajadores de construcción de Lima y Callao realizaron esta movilización el jueves 9 de mayo de 2019 para reclamar por la falta de medidas efectivas contra la inseguridad ciudadana, sicariato, y las bandas organizadas que generan violencia en el sector construcción.

Por Luis Villanueva Carbajal

Secretario general adjunto de la FTCCP

Mientras el equipo peruano de fiscales del caso Lava Jato recibe felicitaciones de todo el mundo por ser un ejemplo anticorrupción, en el Perú (vergüenza ajena), el presidente Martín Vizcarra condena la normalización de la prisión preventiva cuando esta es aplicada a su exjefe Pedro Pablo Kuczynski.

Sectores del Legislativo, principalmente del Apra y Fuerza Popular, además del Ejecutivo, incluyendo al presidente, andan unidos en esta cruzada contra el encomiable trabajo del equipo comandado por el fiscal Rafael Vela.

Todo ello es producto del miedo, pues lo que ha habido en el Perú hasta hace poco es una normalización de la corrupción y una ceguera judicial bien aceitada

Ante ello, el Perú debe estar unido contra la corrupción de empresarios y funcionarios, la que promueve el robo de dinero de los peruanos e impide una mejor redistribución de la riqueza.

Lo que debería exigir el presidente Vizcarra y el pueblo peruano es que los que se enriquecieron a costa de los millones de trabajadores y pensionistas, que actualmente se encuentran en la miseria, reciban sentencias ejemplificadoras, para que no quede impune el daño que le han hecho al Perú.

Sin embargo, hay otra alianza que preocupa, la escrita en la Política de Competitividad y Productividad, que fue impulsada por el gobierno, pero ideada por la empresa privada sin participación de los trabajadores. Esa política representa la profundización del modelo neoliberal y la implantación de la esclavitud del siglo XXI. Y también debe ser combatida.

Esa “simpatía” que algunos servidores del Estado tienen con la empresa privada ha llegado a anteponer también los intereses monetarios de la minería ante la vida y salud de los comuneros de Las Bambas, donde la policía ya tiene varios muertos desde el inicio del conflicto. La protesta no es un delito, sino un derecho humano.

Por ello, este primero de mayo, Día Internacional de los Trabajadores, la Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) saldrá a las calles en todo el país en respaldo a la lucha anticorrupción emprendida por la Fiscalía de la Nación, en rechazo a la explotación empresarial y contra la criminalización de la protesta.

La Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) reconoce la masiva participación de los trabajadores y sus sindicatos afiliados en todo el país durante la movilización nacional para la presentación del Pliego Nacional de Reclamos en Construcción Civil el pasado 3 de abril.

Más de 200,000 trabajadores afiliados realizaron acciones de lucha en las regiones, respaldando la presentación del pliego nacional y la unidad sindical, confirmando una vez más la fortaleza y unidad del gremio.

Un reconocimiento extra merece el respaldo de construcción civil a las demandas regionales de la población, incluyendo las protestas en las regiones afectadas debido al conflicto por la mina Las Bambas, entre otros.

Construcción civil salió a marchar en demanda de aumentos de salarios y pensiones, reactivación de la construcción para generar empleo, lucha frontal contra la violencia de los seudosindicatos, así como la restitución de la jubilación con 15 años de aportes en construcción civil, entre otras justas reivindicaciones.

Asimismo, los trabajadores de la construcción se manifestaron en contra de la Política Nacional de Competitividad y Productividad, que generará más pobreza y desempleo, esto en el marco de la Jornada Nacional de Lucha convocada por la CGTP. Esta es una muestra de la solidaridad sindical de construcción civil con los trabajadores de otros sectores económicos.

Subcategorías